jueves, 6 de julio de 2017

RESEÑA: "Ella en la otra orilla" de Mitsuyo Kakuta

Ella en la otra orilla de Mitsuyo Kakuta [Galaxia Gutenberg]

*Con la colaboración de Galaxia Gutenberg*
SINOPSIS
Sayoko, un ama de casa de treinta y cinco años con un niño de tres, empieza a trabajar para Aoi, una mujer universitaria de su misma edad y espíritu libre que tiene una agencia de viajes y un negocio de servicio de limpieza. Tímida e incapaz de conectar con otras madres en su barrio, Sayoko se siente atraída por el estilo de vida independiente de Aoi y su personalidad tolerante. Las dos congenian desde el principio, comenzando una amistad que es para Sayoko también una reafirmación del valor de la vida. Aoi, por su parte, no siempre ha sido la persona segura de sí misma que parece ser. De adolescente sufrió bulling en el instituto y tuvo que cambiar de centro, experiencia que la marcó de tal modo que a partir de entonces se ha pasado la vida evitando el contacto con los demás. La amistad entre Sayoko y Aoi, por un lado, y las penurias de la Aoi adolescente, por otro, conforman una narrativa a dos niveles que converge en el arrebatador capítulo final. Una novela rica en sensibilidad y en análisis psicológicos sobre la dificultad profesional de las jóvenes madres y el dolor de ser diferente en una sociedad que privilegia la uniformidad.

FICHA TÉCNICA:

Título: Ella en la otra orilla
Título original: Taigan no kanojo
Autora: Mitsuyo Kakuta
Traductores: Yoko Ogihara y Fernando Cordobés
Editorial: Galaxia Gutenberg
Temática: Ficción contemporánea
Encuadernación: Tapa blanda con solapa
Número de páginas: 224
ISBN: 978-84-810-9736-8
Precio: 18,00 € (Otros formatos: eBook - 11,99 €)

! Para más información, pincha aquí.

RESEÑA:

De cómo ciertas personas te ayudan a evolucionar



Ella en la otra orilla de Mitsuyo Kakuta fue una de las novelas que incluí en mi selección de las novedades de octubre de 2016. Publicada en español de mano de Galaxia Gutenberg, llamó mi atención porque su sinopsis prometía dos personajes femeninos muy interesantes, Sayoko y Aoi, a las puertas de una gran evolución.

Esta historia cuenta con dos líneas temporales: el pasado de Aoi, siendo una adolescente que acababa de cambiarse de instituto y el presente de Sayoko (en el que conoce a una Aoi adulta).

Sayoko es una mujer de treinta y cinco años que, tras ser madre, se ha dedicado a cuidar a su hija Akari y a ser ama de casa. A Sayoko le cuesta congeniar con la gente y socializar como lo hacen las otras madres. Al ver que Akari comienza a mostrar las mismas deficiencias sociales que tiene ella, decide dar un nuevo rumbo a su vida, buscando un trabajo para poder pagar una guardería a su hija y que ella aprenda a desenvolverse con otros niños. En su búsqueda, dará con la empresa Platinum Planet, una agencia de viajes que está a punto de abrir una nueva línea de negocio: la limpieza del hogar para las familias cuando se van de viaje. A pesar de no tener nada que ver con lo que hacía antes de tener a Akari, Sayoko acude a la entrevista con mucha ilusión y allí conoce a Aoi Narahashi, una mujer de su misma edad y que estudió en su misma universidad, pero que tiene una visión de la vida totalmente diferente. Este cambio que Sayoko emprende única y exclusivamente por su hija terminará afectándola a ella misma de muchas maneras...
A partir del tercer trimestre del segundo curso, prácticamente dejó de ir a clase. No odiaba a las compañeras que se burlaban de ella, se limitó a culparse a sí misma. No podía entender lo que pasaba. «Hay algo en mí que irrita a los demás y hace que me ignoren, se repetía sin cesar.» (p. 23)
La Aoi que conoce Sayoko es muy diferente de la Aoi que descubrimos en la segunda línea temporal. Tras haber sufrido bulling en su anterior instituto, sus padres se mudan de ciudad y ella empieza una nueva etapa en un centro educativo nuevo. Allí conoce a Nanako, una adolescente con la que congenia al instante. A Nanako le resbala lo que los demás alumnos digan sobre ella y eso es algo que Aoi admira muchísimo porque ella no es capaz de olvidar "el qué dirán". Insegura pero feliz de tener una nueva oportunidad, Aoi se volcará en su relación con su nueva amiga, lo que la hará olvidar los reproches de su madre, quien echa de menos la otra ciudad.

La relación entre Aoi y Nanako me ha resultado entrañable y va de menos a más. Al principio se tratan como dos simples conocidas, sin implicarse demasiado. Sin embargo, poco a poco vemos cómo la complicidad va surgiendo entre ellas hasta dar lugar a situaciones como la que puedes leer en la siguiente cita. Lo que me ha llamado la atención de este momento en particular de Ella en la otra orilla es su sorprendente similitud con un juego en el que yo misma participé en el colegio en el que, cuando dos personas decían lo mismo, se decían la una a la otra: "¡chispa!" y quien lo dijera primero obligaba a la otra a estar callada hasta que se le levantara el "castigo". Es una clara prueba de que, a pesar de la distancia y de las diferencias culturales, las relaciones entre personas al final no son tan diferentes unas de otras.
¡Ay, qué amarga está! dijeron las dos como si se hubieran puesto de acuerdo.
Happy Ice Cream!
Entre las chicas se había puesto de moda ese juego sin sentido, según el cual cuando dos de ellas decían lo mismo, tenían que tocar a la otra lo antes posible. La última en hacerlo invitaba a helado. Se dieron un golpe y rieron a carcajadas" (p. 54)
Relacionado con esto, llamó mi atención la mención que se hace Ella en la otra orilla en la página 51 a Ana de las Tejas Verdes, serie de libros de la que ya te hablé en la entrada sobre mis manías literarias. Se trata de una obra canadiense y me ha resultado curioso que se mencione en una novela japonesa, pero ¿qué mejor prueba de que el mundo realmente está globalizado? Al comentar este detalle con Laura (administradora de Paseando entre páginas), ella me dijo que quizás en el libro en versión original hubiera otra referencia, como ella había visto en otras ocasiones, pero hubo algo que me hizo pensar que lo más probable es que no fuera así y que realmente la autora hubiera utilizado la obra de L. M. Montgomery en su novela: la existencia de notas al pie en la traducción.

A lo largo de este libro, los traductores facilitan numerosas notas al pie para explicar al lector algunos términos de la cultura japonesa que aparecen en la historia, como Calpis (bebida a base de fermento lácteo) o Goro Noguchi (cantante pop e ídolo de los años sesenta). Este detalle se agradece muchísimo, ya que nos impide perdernos en los términos y desconectar de la historia de cuando en cuando (como ocurría en Ausländer) y nos brinda la oportunidad de descubrir cosas nuevas sobre la cultura de las protagonistas de esta novela. Por este motivo, ¿para qué iban a sentir la necesidad los traductores de cambiar una referencia cinematográfica cuando podían explicarla fácilmente mediante las notas al pie?

Ella en la otra orilla cuenta con una estructura circular que me ha resultado de lo más acertada. Uno de los personajes evoluciona aparentemente de forma lineal, alejándose de la monotonía en la que se había convertido su vida. Y, sin embargo, lo que realmente hace es alejarse de un letargo en el que se había sumido para volver a su modo de vida previo. El otro personaje se transforma en aquello que pensaba que nunca podría ser y se convierte en lo que, hace tiempo, otra persona fue para sí. En ambos casos vemos cómo los personajes inician y cierran sendos círculos, que terminan coincidiendo en una intersección. 
¿Te importa si me quedo un poco más?
[...]
¿Cómo?
La voz de su marido sonó fría. No sabía si estaba enfadado o si no lo escuchaba bien. Miró el reloj. Las ocho pasadas.
Es mi fiesta de bienvenida y si la han organizado el sábado ha sido precisamente por mí. Me sabe mal decir ahora que tengo que marcharme.
Me vas a endilgar este plan todos los fines de semana.
¿Endilgar? (p. 64)
Uno de los temas que sobrevuela la parte de la novela dedicada a Sayoko es la convivencia con un machismo no violento, pero no por ello menos machismo. La cita que has podido leer justo antes de este párrafo es una conversación entre Sayoko y su marido Shuji. La palabra "endilgar" sorprende a nuestro personaje a medio evolucionar y nos trasmite de una forma clara y precisa ante qué tipo de hombre nos encontramos: un marido de esos a los que no les importa que trabajes, si eso te entretiene, pero que cuando llegan a casa de su trabajo, se sientan tranquilamente en el sofá mientras que la mujer comienza su segunda jornada laboral que incluye el cuidado del retoño familiar. Otro momento muy esclarecedor y que me provocó una carcajada de pura incredulidad fue el del cumpleaños de la madre de Shuji. Todos los años Sayoko se encargaba de comprar el regalo, pero en esa ocasión no puede y, además, no le es posible acudir a la fiesta por temas laborales. Cuando vuelve a casa y pregunta a Shuji qué tal ha ido, él le cuenta que tampoco ha ido: total, si ella no iba, ¿qué sentido tenía que él fuera solo al cumpleaños de su propia madre?

Ella en la otra orilla es una novela que te atrapa y que cuenta con un ritmo ágil y una prosa delicada y sutil que es una verdadera delicia. Además, Mitsuyo Kakuta utiliza de vez en cuando elipsis para no aburrirnos y centrarse en lo relevante, evitándonos información innecesaria. Estas elipsis también ayudarán a generarte una curiosidad que te incitará a seguir leyendo: ¿qué es lo que ha ocurrido en ese tiempo? ¿Por qué ha habido un salto? Sin embargo, hay una elipsis, cuya explicación llega bastantes capítulos después, que resulta confusa. No se entiende muy bien qué ha ocurrido y resulta casi obligado hacer una relectura del pasaje previo a la elipsis una vez finalizada la novela para intentar comprenderlo. 
–[...] Es como si la gente dejara de pensar por sí misma cuando le dan instrucciones, de ver las cosas con sus ojos, de tener experiencias que no estén programadas. Si dejas propina, por ejemplo, invariablemente te olvidas de la persona a la que se la dejaste y como mucho recuerdas la cantidad. dar las gracias, darlas de todo corazón, se convierte en algo inolvidable. (p. 109)
En definitiva, Ella en la otra orilla de Mitsuyo Kakuta ha sido una novela que ha cumplido mis expectativas iniciales. La autora nos narra dos historias en una con una sutileza explícita que esconde un mensaje implícito muy potente. Contada en dos tiempos, con numerosas elipsis y sin darle al lector la historia totalmente mascada, nos presenta a dos mujeres muy diferentes que se ayudarán la una a la otra a cambiar el chip. Además, trata temas como la soledad, el miedo a relacionarse con otras personas, el hastío de la vida cotidiana, la conciliación laboral y familiar por parte de la mujer, la amistad, etc. Si buscas una novela delicada en la que unos personajes ayuden a otros a evolucionar y encontrar su camino, sin duda, este libro es para ti.

VALORACIÓN:

postimage postimage postimage postimage

READING PROGRESS (cuidado, puede contener spoilers):

Aquí te dejo las impresiones que fui publicando en Goodreads a medida que avanzaba con la lectura:

Reading progress de Ella en la otra orilla del blog Devoim

FE DE ERRATAS:

En la página 174: "En más de una ocasión le había tocado repasar su parte cuando se suponía había terminado" [Falta la palabra "que" antes de "había"]

¿Y tú?
¿Has leído esta novela? ¿Qué te ha parecido?
¿Tienes algún autor/a japonés/a favorito que te gustaría recomendarme?

Patt / Administradora de Devoim

Comencé mi andadura en este rinconcito literario y teatral allá por 2008 y desde entonces he sido la autora de todos los contenidos del blog, así como de su diseño. En la actualidad ando a vueltas con el SEO. Mi mantra: "Nunca dejes de aprender".

22 imaginaciones:

  1. Hola Patt!
    Es con estas reseñas cuando me doy cuenta de que últimamente estoy demasiado centrada en la literatura juvenil y empieza a ser algo malo pues me voy dando cuenta de que me pierdo libros realmente interesantes. Es como si yo fuera a destiempo, me da la sensación de que de adolescente leía novela más adulta y ahora en cambio me he pasado al juvenil ¬¬ (pa' lógica la mía, lo demás son tonterías).
    Sobra decir que ni siquiera conocía el libro, empieza a darme la sensación que en la mayoría de entradas de novedades solo aparecen los libros juveniles. Tu reseña me ha dejado con muchas ganas de conocer a Sayoko y Aoi y, cada vez más, intuyo un cambio en mi tipo de lecturas.
    Gracias por mostrármelo, de otra manera no se si me habría cruzado con el.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Lit:

      Cada uno pasamos por distintas fases y ahora a ti el cuerpo te está pidiendo un cambio. Es normal.

      Estoy de acuerdo contigo en que en la blogosfera abundan las entradas de novedades sobre libros juveniles (lo cual en cierta manera es comprensible ya que los administradores de esos blogs son personas interesadas en ese tipo de historias). Eso sí, últimamente estoy viendo que se van visibilizando otro tipo de corrientes que aportan otros contenidos ¡y eso es estupendo!

      Si te ha llamado la atención esta historia, te recomiendo que la des una oportunidad. Es muy cortita y seguro que te sorprende. ¡Muchísimas gracias por tu comentario!

      Un saludo imaginativo...

      Patt

      Eliminar
  2. Pues no tiene mala pinta, y joe con el marido , que gracia lo del cumpleaños. No es un libro que me apetezca ahora mismo pero lo tendré en cuenta para un futuro ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Siria:

      Sí, el marido es una pieza... Si te ha llamado la atención la novela, no dudes en darle una oportunidad en algún momento. ¡Gracias por comentar!

      Un saludo imaginativo...

      Patt

      Eliminar
  3. Hola! No conocía este libro pero la verdad es que no creo que sea de mi estilo así que no creo que me anime con él. Muchas gracias por la reseña.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Beatriz:

      Gracias a ti de nuevo por pasarte por este rinconcito.

      Un saludo imaginativo...

      Patt

      Eliminar
  4. No conocía este libro, pero tiene muy buena pinta *-* No sé si te lo dicho ya (que creo que sí :P), pero nunca me he animado a darle una oportunidad a alguna obra de autor asiático, y, aunque siempre le he tenido ganas a las obras de Haruki Murakami, todavía no me he hecho con ningún ejemplar, pero a lo mejor me animo con alguno de los libros que recomiendas. Este, sin duda, me llama mucho la atención, así que me lo llevo apuntado.
    ¡Ya te contaré! ;D
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Kiera:

      Creo que sí lo has mencionado alguna vez... ¡Pues mira, esta es tu oportunidad perfecta para empezar! A mí la verdad es que me ha sorprendido muchísimo la novela. Si finalmente te decides a leerla, espero que te guste tanto o más que a mí. ¡Gracias por tu comentario!

      Un saludo imaginativo...

      Patt

      Eliminar
  5. hola patt! interesante reseña, me gusta lo que cuentas asi que tendremos que conseguirlo. te compartimos en el muro para que se vea bien, saludosbuhos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, chicas:

      Espero que podáis haceros con un ejemplar prontito. ¡Muchísimas gracias por compartir y comentar!

      Un saludo imaginativo...

      Patt

      Eliminar
  6. ¡Hola! Tiene buena pinta aunque no acaba de convencerme, quizás para más adelante. ¡Me alegro que lo hayas disfrutado! ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Yolindaca:

      ¡Y yo! Ha sido un descubrimiento genial. ¡Gracias por pasarte por aquí!

      Un saludo imaginativo...

      Patt

      Eliminar
  7. Mira que me cuesta dar el paso y atreverme con los autores asiáticos! Este título podría se un candidato para mí estreno, a ver si me animo de una vez.
    Besinos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Anuca:

      Pues creo que podría ser el candidato perfecto. Ya me contarás... ¡Gracias por comentar!

      Un saludo imaginativo...

      Patt

      Eliminar
  8. ¡Hola, Patt! ^^

    Bueno, bueno, bueno. ¡Me llevo una joyita apuntada! ^^ La verdad es que últimamente estoy bastante contenta con mis lecturas de autores japoneses (la lista se reduce a dos únicos nombres, pero oye, ya es algo, ¿no?). A lo que voy, que me ha gustado la premisa de la que parte la historia. Me llama la atención el hecho de que dos mujeres con sus luces y sus sombras se encuentren para poder avanzar hacia un futuro mejor. Sobra decir, llegados a este punto, que no me gusta nada lo que comentas del marido de una de ellas. A ver, que a mí me parece genial y maravilloso que cada uno tenga su forma de ser, pero ante el machismo la única respuesta viable es un no rotundo. El hecho de que no haya violencia física no lo convierte en un santo. En fin, estos temas me ponen de mal humor ^^"
    Me maravillan las novelas en las que avanzamos a la vez que los protagonistas, las protagonistas, en este caso. Ver la evolución es siempre una delicia ^^
    Algo que me ha hecho mucha gracia ha sido tu comentario a cerca de "Ana de las tejas verdes". Ahora es cuando querrás tirarme piedras: yo no he leído los libros ^^" Lo que venía a decir, que siempre me voy por las ramas. Me da en la nariz que tienes razón respecto al hecho de que se nombre la obra. Adoro el trabajo que hacen las traductoras y los traductores, anotando todas esas pequeñas notas para que no nos perdamos.
    Una reseña genial, muy completa ^^ Tengo ganas de leer esas elipsis.
    ¡Un besazo muy grande y que pases un maravilloso fin de semana! ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Carme!

      ¡Cuánto me alegro de que te haya picado la curiosidad! Efectivamente, la novela parte de una premisa de lo más interesante y lo mejor es que, a pesar del problemilla con la última elipsis, sabe llevarla a buen puerto.

      Uy, ¡es que lo de "Ana de las Tejas Verdes" me impactó! Me quedé un rato detenida en esa frase porque no me lo podía creer. Yo los libros los comencé a leer gracias a las adaptaciones que se hicieron con Megan Follows. Es una historia a la que le tengo muchísimo cariño (a pesar de la barbaridad que hicieron con la tercera adaptación u.u)

      Espero que, cuando caiga en tus manos, puedas disfrutar de la historia (y sus elipsis). ¡Mil gracias por dedicarme un ratito de tu tiempo!

      Un saludo imaginativo...

      Patt

      Eliminar
  9. Patt... me encanta y me la llevo apuntada!!
    De autores asiáticos (japoneses) suelo leer a Haruki Murakami y también a Dai Sijie y su novela Balzac y la joven costurera china... pero me gustaría ahondar más en otros autores japoneses (o chinos)... De éste me atrae la relación entre las dos mujeres, creo que es uno de esos libros de "psicología femenina", por decirlo de alguna manera...
    Sí, me gusta!! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Ana Belén:

      ¡Genial! Pues sí, creo que se podría decir que toda la historia está sustentada en la psicología de estas dos mujeres, así que te va como el anillo al dedo ;) ¡Gracias por volver por estos lares!

      Un saludo imaginativo...

      Patt

      Eliminar
  10. Hola, pues me parece muy interesante el libro, no lo descarto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Yennely:

      No lo hagas; no te decepcionará. ¡Gracias por tu comentario!

      Un saludo imaginativo...

      Patt

      Eliminar
  11. ¡Hola, Patt! Tenía ganas de leer esta reseña, sobre todo por el interés que parece que ha generado en Twitter. A simple vista, es un libro de esos que yo no miraría en una librería o biblioteca, así que el hecho que lo reseñes es lo que me hace prestarle atención.
    Es interesante lo de que la mujer decida cambiar un poco su vida para evitar que su hija tenga los mismos problemas que ella.
    Lo del juego que mencionas no lo conocía y si alguna vez jugué, lo he borrado completamente de mi memoria.
    El machismo no violento no es algo de lo que se hable mucho, pero eso no debería ser así. A mí me parece que también debilita psicológicamente estar con un hombre que te considera su sirvienta y que te ignora la mayor parte del tiempo.
    No te voy a engañar, a pesar de lo contenta que te ha dejado esta lectura, a mí no me llama la atención. No te digo que la descartaría al 100%, pero tampoco que me lanzaría a por ella.
    ¡Saludos! ;-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Omaira:

      A mí precisamente eso de querer prevenir que a tu hija le ocurra lo mismo que a ti fue una de las cosas que más me gustó de Sayoko. Su evolución no parte de algo que ella quisiera para sí, sino para su hija.

      ¿Nunca jugaste a lo de "chispa" y "chispa doble"? O.o

      Totalmente de acuerdo con lo que comentas sobre el machismo. Pasa lo mismo con el "bullying". Parece que si no te pegan una paliza no pasa nada, pero es que no es así. Hay veces que hay pequeños detalles que pueden hacer tanto daño o más como una torta... pero, claro, no se "ven".

      Entiendo que a priori no sea una lectura a la que te quieras lanzar, pero de verdad que si alguna vez se cruza en tu camino no creo que te disguste en absoluto. Yo ya me estoy planteando hacerme con el otro libro que la autora tiene publicado en la misma editorial...

      Un saludo imaginativo...

      Patt

      Eliminar

Imagina...

Tus comentarios también forman parte del blog. Muchísimas gracias por escribirlos; me encanta leerlos.

Si marcas la casilla "avisarme", recibirás mi respuesta en tu correo en un plazo de máximo de 48h. Aunque también puedes volverte a pasar por Devoim y descubrirla tú mismo/a. ¿Qué opción prefieres?


NOTA: La moderación simplemente la tengo activada para que no se me escape ningún comentario porque hace un tiempo, repasando entradas, me di cuenta de que había bastantes que no había leído en entradas antiguas y me dio mucha pena no haberlos visto en su momento.

© 2008-2017 Deja volar tu imaginación... (by Patt) Todos los derechos reservados.
Coprights @ 2016, Blogger Templates Designed By Templateism | Templatelib