martes, 18 de mayo de 2010

Lectura quincenal

Sara y las goleadoras 5: Las Goleadoras no se rinden

Laura Gallego García

1. Un partido por sorpresa

Acababa de sonar el timbre que anunciaba el recreo, y Sara corría por los pasillos del colegio a toda velocidad. Se abría paso entre la marea de alumnos, asomándose a las clases, buscando a las jugadoras de su equipo. Tropezó con Ángela y Alicia, que salían del aula de 2.º A charlando animadamente.
—¡Oye, ten más cuidado! —protestó la primera.
—¡Sí, que pareces un tío, pedazo de bruta! —la secundó su amiga del alma.
—Lo siento —jadeó Sara deteniéndose junto a ellas—. Tengo que deciros... algo muy importante.
Las dos dieron un gritito de emoción.
—¿Héctor quiere salir con una de nosotras? —aventuró Alicia.
—¿Vienen los Mystic Boys a tocar a la ciudad? —añadió Ángela.
—No, eso no puede ser, nos habríamos enterado.
—Ya, es verdad...
—¡No es nada de eso! —las cortó Sara con impaciencia—. ¡Es que mañana tenemos un partido!
Las dos la miraron como si estuviera loca.
—Estás de broma, ¿no?
—¡La liga no se reanuda hasta la semana que viene, lo dijiste ayer en el entrenamiento!
—Sí, pero ¿os acordáis del partido contra el Liceo que no pudimos jugar por culpa de la lluvia? —dijo Sara—. ¡Pues la federación lo ha fijado para mañana! Así que a las once en punto quiero veros en el cole como clavos, porque si no...
La amenaza quedó en el aire, puesto que en aquel momento los móviles de Ángela y Alicia pitaron a la vez. Sara no se entretuvo con ellas: todavía tenía que avisar al resto del equipo, y debía hacerlo antes de que las demás chicas hicieran planes para el sábado.
Las Goleadoras habían acabado la primera vuelta de la liga interescolar en una posición media, ni al principio ni al final de la clasificación. Habían contado con que disponían de dos semanas libres antes del comienzo de la segunda vuelta, pero, en el último momento, la federación había notificado a David, su entrenador, que aprovecharían uno de esos sábados para jugar el partido que tenían pendiente. Sara se había enterado aquella misma mañana, al llegar al colegio, y se había pasado las dos últimas clases mordiéndose las uñas, nerviosa, preguntándose cómo iban a preparar el partido con tan poca antelación.
Pero lo primero era avisar a todas las jugadoras. Vio a Fani junto a las taquillas y le gritó sin detenerse:
—¡Mañana a las once tenemos partido en el cole! ¡Pásalo!
Encontró a las demás en las gradas del campo de fútbol y se detuvo junto a ellas para recuperar el aliento.
—Eh, ¿adónde vas tan deprisa? —sonrió Eva.
—Tranquila, que no hemos dicho nada importante antes de que tú llegaras —se burló Carla.
—Mañana... tenemos partido —pudo decir Sara por fin.
—Ya lo sabemos —respondió Mónica.
—¡Sí, sí, a las once en el cole contra el Liceo! —saltó Isa, emocionada—. ¡Wiiiii!
—¿Ya... ya lo sabíais? —balbuceó Sara con extrañeza.
Mónica alzó su móvil.
—Acabamos de recibir todas un mensaje de Vicky —explicó.
Sara se sintió muy tonta de repente. Naturalmente, nada más entrar en clase le había contado a Vicky, su mejor amiga, el asunto del partido, y le había hablado de la necesidad de informar a todo el equipo cuanto antes. Sólo que Vicky había sido, como de costumbre, más inteligente que ella, y en lugar de salir corriendo al sonar el timbre se había limitado a mensajear a todo el mundo. Sara se dio la vuelta y la vio acercarse tranquilamente por el patio, charlando con Fani, Ángela y Alicia.
Decidió ver el lado positivo de la situación.
—Bueno —dijo—, al menos ya se han enterado todas.
—Jo, pues a mí no me hace gracia —suspiró Mónica—. Tenía planes para mañana.
—¿Habrá entrenamiento extra esta tarde? —preguntó Alex—. Yo también he quedado, pero puedo pasar de la gente y venir a jugar, ¿eh?

[...]

Patt / Administradora de Devoim

Comencé mi andadura en este rinconcito literario y teatral allá por 2008 y desde entonces he sido la autora de todos los contenidos del blog, así como de su diseño. En la actualidad ando a vueltas con el SEO. Mi mantra: "Nunca dejes de aprender".

0 imaginaciones:

Publicar un comentario

Imagina...

Tus comentarios también forman parte del blog. Muchísimas gracias por escribirlos; me encanta leerlos.

Si marcas la casilla "avisarme", recibirás mi respuesta en tu correo en un plazo de máximo de 48h. Aunque también puedes volverte a pasar por Devoim y descubrirla tú mismo/a. ¿Qué opción prefieres?


NOTA: La moderación simplemente la tengo activada para que no se me escape ningún comentario porque hace un tiempo, repasando entradas, me di cuenta de que había bastantes que no había leído en entradas antiguas y me dio mucha pena no haberlos visto en su momento.

© 2008-2017 Deja volar tu imaginación... (by Patt) Todos los derechos reservados.
Coprights @ 2016, Blogger Templates Designed By Templateism | Templatelib